Ferrari se borra de la lucha en Bakú

El guionista de la temporada 2022 de Formula 1 parece haberse propuesto enfadar a todos los pilotos menos a los dos de Red Bull. Y eso que para Max y Checo también hubo a principios de temporada. Red Bull firmó un nuevo doblete y Ferrari una nueva debacle. Lo habitual. En un circuito exigente para los motores por su larga recta solo dos motores italianos resistieron. Este hecho está marcando la temporada y lo seguirá haciendo si no se encuentra un remedio.

Charles Leclerc partía desde la pole una vez más. El monegasco dibujó una vuelta mágica y plantó una distancia de tres décimas con el segundo, Sergio Pérez, y medio segundo con su compañero, Carlos Sainz. No obstante, la carrera bien pronto se le pondría difícil. En una mala salida Pérez le adelantó y Verstappen se le echó encima. Pasaban las vueltas y el ritmo de los Red Bull era claramente superior. Pero de alguna manera el monegasco fue capaz de igualar el ritmo del líder, Sergio Pérez, y seguir agarrado a la pelea por la victoria. No tardó mucho en llegar el primer abandono, el del español Carlos Sainz.

El madrileño sufrió problemas hidráulicos cuando rodaba en cuarta posición y se quedó aparcado en una de las escapatorias. Tras esto salió un virtual safety car y Ferrari lanzó la moneda al aire con Leclerc. Le paró en box arriesgándose a no llegar al final por probar algo distinto para batir a unos Red Bull que parecían invencibles. A pesar de seguir en su tónica destructiva firmando una parada lenta, parecía una buena estrategia a corto plazo. Leclerc volaba con los neumáticos duros mientras los Red Bull sufrían con los medios. Especialmente Pérez se vino abajo, le adelantó Verstappen y paró pronto porque el de Ferrari se acercaba. La carrera se ponía bien para Charles, con la incertidumbre de saber si sus neumáticos llegarían al final, pero con su buen ritmo incluso podía pensar en una segunda parada.

Sin embargo, una vez más pierde toda oportunidad. Su motor comenzó a echar humo al aparecer por la recta de meta. Un nuevo abandono y los dos Ferrari fuera. Carrera plácida para los Red Bull y Verstappen que esta vez no tuvo rival en Pérez. Los italianos salen de Bakú con dudas en su rendimiento y en su fiabilidad. Una situación complicadísima después del placido inicio con dobletes, podios, victorias y abandonos de Red Bull. Si la situación no cambia, los dos campeonatos están vistos para sentencia.

Cabe destacar que este fin de semana la parrilla estuvo más dividida que nunca. La diferencia entre Ferrari, Red Bull y el resto ha sido muy amplia. No fue una carrera excesivamente ajetreada por detrás, pero hay cosas que comentar.

Con el abandono de los dos Ferrari, el último escalón del podio fue para “Míster Consistencia”, como ya se conoce a George Russell. Una vez más fue el líder de la zona media de la Formula Uno con una facilidad pasmosa. El británico debe incluso aburrirse en las carreras. En clasificación, a su Mercedes le cuesta un poco más ponerse justo detrás de los Red Bull y Ferrari, pero en carrera, se distancia de los demás sin dificultad. Está cuarto en el mundial.

Justo detrás de él está su compañero Lewis Hamilton, a quien ya podemos decir que está superando. El ritmo de Lewis en carrera no es nada malo. De hecho, superior en ocasiones al de George. Pero siempre se encuentra detrás, con tráfico y con problemas. Y a una vuelta está sufriendo más que su joven compañero. Con todo, pudo terminar cuarto y sumar buenos puntos. No sin sufrimiento, ya que parece que el rebote de los nuevos F1 le está afectando especialmente.

El quinto fue Pierre Gasly, en un gran fin de semana de los dos Alpha Tauri. Se mostraron como los grandes rivales de Mercedes en el fin de semana en la batalla por ser los mejores del resto, pero en carrera acabaron por detrás. Su compañero Tsunoda no vio recompensa a un sólido fin de semana, tuvo que parar en box cuando rodaba sexto porque su alerón trasero se partía al abrir DRS, y acabó fuera de los puntos.

Esa sexta posición fue para un Sebastian Vettel en estado de gracia. Está rodando a un nivel radicalmente distinto al de su compañero, estiró muchísimo su stint de neumáticos duros sin notarlo en ritmo en ningún momento. Está salvando una temporada que se presentaba complicada para Aston Martin. Quién sabe si podría haber acabado incluso algo más arriba. Cuando trataba de adelantar a Ocon se fue a la escapatoria, pero con una viveza increíble hizo un trompo y volvió a pista en tiempo récord. Su carrera no se vio muy afectada.

Por detrás estaba Fernando Alonso, que alargo mucho su parada y esperaba un desfallecimiento de neumáticos de los de delante que finalmente no llegó. Otra gran carrera del asturiano que finalmente comienza a sumar. Su Alpine no pudo pelear con Mercedes, Alpha Tauri y Vettel, pero fue superior a todos los demás.

Los dos McLaren acabaron desesperados detrás del español. Rodaron juntos gran parte de la carrera. En el primer stint, Ricciardo con el duro era más rápido que Norris con el medio, y pidió un cambio de posición que no llegó. Más tarde, cuando el australiano estaba con el medio y Lando con el duro, era el británico el que se sentía más rápido. Se presentó una situación casi cómica, los dos de Woking estaban buscando dar caza a Alonso, pero eran incapaces. En un momento, Fernando dijo que no tenía más ritmo y los coches papaya apretaron oliendo sangre, pero el de Alpine comenzó a rodar más rápido. Así, ambos McLaren se quedaron con las ganas de pasar a Alonso y Norris con las ganas de pasar a Ricciardo.

Cerró la zona de puntos Esteban Ocon. Sumó un punto que le viene fantástico a Alpine en la pelea por el mundial de constructores, dónde ya han adelantado a Alfa Romeo y apuntan a la cuarta posición de McLaren. Tras un inicio turbulento, los de Enstone encuentran su sitio en la pista.

Sin duda el que peor parado sale de Azerbaiyán es Ferrari, como equipo y como motorista. A los dos abandonos del equipo oficial hay que sumarle otros dos de equipos cliente. Guanyu Zhou volvió a abandonar por problemas de fiabilidad, cuando estaba superando a Bottas por primera vez. Más tarde abandonaría el Haas de Magnussen. 4 de 6 coches motorizados por Ferrari abandonaron. Al comenzar la temporada, la sangría parecía ser de los Red Bull Powertrains (Honda), pero no hay duda de que finalmente está siendo de los Ferrari. También abandonó por fiabilidad el Aston Martin de Stroll, motorizado por Mercedes, en una carrera anodina del canadiense.

La Formula 1 apunta ahora a Canadá, en el regreso del Gilles Villeneuve este mismo fin de semana. En el mundial de pilotos, los dos Red Bull ya copan las dos primeras posiciones y Leclerc, que llegó a ser líder destacado, se aleja. En el mundial de constructores Red Bull ya saca casi 100 puntos a los de Maranello. Veremos si la situación vuelve a dar un vuelco o si en Ferrari se sabrán perdedores otro año más.

Imagen de la Cadena SER

CesarRodriguezRivera
Acerca de César Rodríguez Rivera 21 Articles
Estudiante de periodismo de la UEX Colaborador de MotoSportsOn

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Florencio Vallinot Tovar.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a dinahosting.com que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.